Pareja condenada a prisión por estafar a sacerdote y asaltar albergue en Hospital de Órbigo

Pareja condenada a prisión por estafar a sacerdote y asaltar albergue en Hospital de Órbigo

Noticia: Ratifican 4 años y medio de cárcel a una pareja por la paliza y estafa de 150.0000 euros al cura de Hospital de Órbigo

Manteniendo la información relevante y el tono apropiado:

El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León ha confirmado la condena de cuatro años y medio de cárcel para una pareja que estafó al sacerdote de Hospital de Órbigo. El cura, que regentaba un albergue peregrino, fue engañado por la pareja, quienes le persuadieron de su supuesta necesidad financiera. Convencido de que le devolverían el dinero, el sacerdote llegó a entregarles 150.000 euros procedentes de la parroquia y de sus feligreses y familiares.

El engaño fue descubierto gracias a la intervención del alcalde del municipio y un capitán de la Guardia Civil, quienes alertaron al sacerdote de la situación. A partir de entonces, cesaron las entregas de dinero y el cura se percató de otras estafas similares a las que había sido víctima.

Relacionados  La Guardia Civil rescata a montañera lesionada en Acebedo, León

Posteriormente, el sacerdote fue asaltado en el albergue que regentaba, sufriendo una brutal paliza de la que tardó meses en recuperarse. El responsable de la estafa fue condenado adicionalmente a tres años de prisión por un delito de robo con violencia en vivienda habitada en grado de tentativa, así como a un año y seis meses por otro delito de lesiones.

La pareja tendrá que indemnizar al cura con 101.550 euros, cantidad que se acredita haber sido transferida a través de entidades bancarias. Esta decisión ratifica la sentencia del tribunal leonés, confirmando todos sus términos.

En resumen, la justicia ha ratificado la condena a una pareja por estafar al cura de Hospital de Órbigo, quien les entregó 150.000 euros con la creencia de que se los devolverían. Además, el responsable de la estafa fue condenado por robo con violencia y lesiones, y la pareja deberá indemnizar al sacerdote con la cantidad estafada.

Publicar comentario