Detienen a dos jóvenes por robar cerveza en un cortijo de Dúrcal en dos ocasiones en un mismo día

Detienen a dos jóvenes por robar cerveza en un cortijo de Dúrcal en dos ocasiones en un mismo día

¡Jóvenes delincuentes capturados por su obsesión con la cerveza en un cortijo de Dúrcal!

La Guardia Civil ha llevado a cabo una exitosa operación para detener a dos individuos sospechosos de protagonizar dos robos a mano armada en un cortijo de Dúrcal. Los delincuentes no buscaban dinero ni objetos de valor, ¡sino exclusivamente cajas de cerveza!

La víctima, cansada de sufrir repetidos robos, optó por una estrategia ingeniosa para proteger su propiedad. Por un lado, dejó la puerta abierta con la esperanza de que los ladrones no la rompieran de nuevo. Por otro lado, instaló cámaras de seguridad que captaron a los dos jóvenes en plena acción el pasado 12 de marzo. Sorprendentemente, los delincuentes atacaron el cortijo dos veces en un solo día, saltando la valla para apoderarse de varias cajas de cerveza.

La investigación, liderada por el equipo Roca de la Compañía de la Guardia Civil de Armilla, fue un éxito. No solo se identificó a ambos jóvenes, sino que también se logró capturarlos en diferentes localidades. Uno de ellos fue encontrado en Dúrcal, mientras que el segundo fue atrapado en Cozvíjar-Villamena. La rápida acción de los agentes permitió poner fin a la oleada de robos y llevar a los culpables ante la justicia.

En otro orden de noticias, La Zubia también ha sido escenario de actividades delictivas.

La Guardia Civil de La Zubia ha detenido a un conocido delincuente de Cenes de la Vega por su supuesta participación en dos intentos de robo. El primer incidente tuvo lugar el 1 de febrero en un establecimiento de hostelería, donde el sospechoso intentó forzar la persiana utilizando un tablero de andamio como palanca. Afortunadamente, un vecino alertó rápidamente y el ladrón se vio obligado a abandonar su plan.

Relacionados  Agreden brutalmente a familiar de víctima del franquismo en el barranco de Víznar durante la cuarta campaña de exhumaciones

Las cámaras de seguridad de un local cercano permitieron a los investigadores de La Zubia identificar al delincuente, quien también fue reconocido por el testigo que frustró el robo. Pero la ambición criminal del sospechoso no mostró límites, ya que otro testigo lo vio tratando de cometer un robo en una caseta de aperos en las afueras de la localidad. En esta ocasión, solo logró romper una ventana antes de ser descubierto y huir.

Publicar comentario