Desarticulan un grupo criminal especializado en robos a bancos en municipios poco poblados y detienen a tres hombres en una operación conjunta de la Guardia Civil y los Mossos d’Esquadra

Desarticulan un grupo criminal especializado en robos a bancos en municipios poco poblados y detienen a tres hombres en una operación conjunta de la Guardia Civil y los Mossos d’Esquadra

Desarticulan un grupo criminal especializado en robos a bancos en municipios poco poblados

La Guardia Civil y los Mossos d’Esquadra han llevado a cabo una operación conjunta para desmantelar una banda itinerante que se dedicaba al robo de bancos en localidades poco pobladas, incluyendo municipios de Cuenca. Como resultado de la operación, se han detenido a tres hombres por los delitos de robo con violencia e intimidación, daños, detención ilegal y pertenencia a grupo criminal.

Los arrestados tenían como estrategia localizar oficinas bancarias en poblaciones pequeñas que tuvieran un local colindante al que pudieran acceder mediante butrón. La colaboración entre las fuerzas policiales permitió evitar un atraco en Villanueva de Gállego, Zaragoza, que estaba a punto de tener lugar.

Estos individuos ya habían sido detenidos previamente en Benicàssim, Castellón, en 2022 por un intento de robo mediante butrón en un banco. A raíz de un asalto similar en Oliana, Alt Urgell, Cataluña, los Mossos d’Esquadra se involucraron en la investigación y se estableció un operativo conjunto.

El robo en Oliana tuvo lugar el 26 de julio de 2023, cuando dos hombres armados ingresaron a un banco y amenazaron al personal que estaba comenzando su jornada laboral. Utilizando el mismo modus operandi, realizaron un butrón desde un edificio colindante, se llevaron el botín y dejaron a los empleados inmovilizados antes de huir de la escena.

Gracias a los testimonios de las víctimas y la colaboración estrecha con el departamento de seguridad del banco, los investigadores lograron determinar que uno de los delincuentes residía en Llíria, Valencia, y que habían estado vigilando varias oficinas bancarias en diferentes provincias.

El grupo criminal tenía un modus operandi basado en la vigilancia de oficinas bancarias que tenían edificios colindantes desocupados o que les permitieran hacer un butrón. Controlaban los horarios de apertura y los horarios de los empleados del banco. En la madrugada anterior al atraco, forzaban el edificio colindante, realizaban el butrón y luego, cuando los empleados desactivaban las alarmas, ingresaban al establecimiento y con violencia obligaban a los empleados a darles el dinero.

Relacionados  Mujer arrestada tras incendiar tres vehículos en garaje comunitario de Logroño

El 15 de enero, los investigadores recibieron información de que los tres sospechosos estaban cometiendo un atraco en Villanueva de Gállego, Zaragoza. Se organizó un gran despliegue policial que permitió acordonar el área y detener a los criminales en pleno acto delictivo. Al día siguiente, se llevaron a cabo registros en Paterna y Llíria, Valencia, donde se encontraron más pruebas que confirmaban su implicación en los robos.

Los detenidos, todos españoles y de edades comprendidas entre los 40 y 49 años, comparecieron ante el Juzgado de Instrucción número uno de Solsona, que ordenó su ingreso en prisión. En la operación participaron diversas unidades de la Guardia Civil y los Mossos d’Esquadra.

Publicar comentario