Detenido en Barcelona: el ladrón más desafortunado no solo pierde el botín, sino también su móvil

Detenido en Barcelona: el ladrón más desafortunado no solo pierde el botín, sino también su móvil

Increíble historia de un ladrón con mala suerte en Barcelona

En un increíble giro del destino, un joven ladrón de 26 años fue detenido apenas una hora después de robar un valioso reloj en Barcelona. Durante el forcejeo con la víctima, el ladrón perdió su teléfono móvil, lo cual resultó ser su perdición.

Más tarde, al darse cuenta de su pérdida, decidió llamar por si alguien había encontrado el teléfono. Sorprendentemente, alguien contestó y acordó encontrarse con él para devolvérselo. Sin embargo, en el punto de encuentro se encontró con un agente de los Mossos d’Esquadra, quien lo detuvo por robo con violencia e intimidación. Así, el ladrón no solo perdió su botín, sino también su teléfono móvil y su libertad.

La víctima ayuda a capturar al ladrón

El robo tuvo lugar el domingo por la tarde en Ciutat Vella. Durante el asalto, el ladrón arrebató el reloj de la víctima y huyó corriendo. Sin embargo, durante el forcejeo, el ladrón perdió su teléfono sin darse cuenta. La víctima encontró el dispositivo abandonado en la acera y lo entregó a la policía al poner la denuncia.

Minutos después, los Mossos d’Esquadra recibieron una llamada en el teléfono recuperado. Sin revelar su identidad, acordaron encontrarse con el ladrón para devolverle el aparato. Fue entonces cuando lo detuvieron y recuperaron el reloj robado.

Detenido el ladrón por los Mossos

Con la colaboración de varios equipos de seguridad, los Mossos d’Esquadra lograron arrestar al delincuente una hora después del robo. El ladrón se encontró con la sorpresa de que la persona que iba a devolverle el teléfono resultó ser un agente de policía. Fue llevado a comisaría y esposado, mientras que el reloj fue devuelto a su legítimo dueño.

Publicar comentario